12 MESES, 12 FOTOS: RESUMEN DE NUESTRO 2021

Como ya ocurrió en 2020, este no ha sido el “típico año viajero” al que ya estábamos acostumbrados. Pero al menos no nos ha pillado desprevenidos, y oye, si bien la primera parte fue muy casera, los últimos meses de este raro 2021 han sido bien movidos… así que no podemos quejarnos.

Además, a nivel de salud hemos sido bastante afortunados y en estos tiempos que corren eso es como ganar la lotería.

Pero no hagamos spoilers, aquí va el tradicional repaso anual de nuestro 2021 (entre pitos y flautas llevamos haciéndolo desde 2014). Bye bye 2021, así fuiste para nosotros:

Enero

Si el 2020 dejó el listón de año terribilis bastante alto, el 2021 empezó con un ataque al Capitolio de lo más raro –hombres-bisonte incluidos– que hizo que todos nos sintiéramos una vez más dentro de un capítulo de Black Mirror… Esta temporada está durando demasiado :-p

Eso sí, empezamos el año bien acompañados: la familia de Rober bajó a Vera y pasamos unos días estupendos con los sobris, las hermanas, los cuñados y los padres de Rob. Mucha comida, dados y risas. Así da gusto.

Y mientras Madrid se transformaba en el reino de Frozen (thanks to Filomena), Vera Playa parecía vivir un eterno otoño calentito (suerte que tenemos terraza para disfrutar del solecito hasta en pleno confinamiento). Y café rico, que Rober se regaló una cafetera y se transformó en el mejor barista del barrio.

Para mi, enero de 2021 pasó a ser el mes en que más leí de mi vida. Si no me fallan las notas, leí estos 8 libros: Matar un Ruiseñor, El hombre del salto, Orgullo y Prejuicio, Americanah, La Dama de la guerra, Anna Karenina, Un amor y La ridícula idea de no volver a verte. Por tanto, podemos decir que la obsesión mensual fue la lectura (pronto sería desplazada por otra jaja, así soy).

Febrero

El mes de mi cumple, aunque en este 2021 no pudimos cumplir con la tradición de viajar. En 2020 nos pilló en Japón, despreocupados, y lo pudimos celebrar tranquilamente sin saber lo que nos iba a caer encima. Como todos recordamos amargamente, en 2021 no hubo escapatoria posible, y nos tocó vivirlo en Vera Playa (hubo lasaña casera, así que ni tan mal).

En febrero siguió la obsesión de la lectura, pero no sería la única: Domestika y el Patreon de Alicia Aradilla empezaron a llenar mis horas. En serio, si nos seguís por Instagram seguro que os acordáis de lo REAL que fue la obsesión. Pero es que son tan lindos los cursos y Alicia es TAN PRO. Dibujar me ayudó un montón a sobrellevar los malos tiempos y entre pinturas, blog, lecturas y series, el mes se nos pasó bastante rápido

Además Claudia y Jairo seguían viviendo al otro lado de la calle y cada semana caía cervecita/comida o visita (ains, esos parchís y esas partidas de dados).

Marzo

Marzo, pues más de lo mismo. Que os vamos a contar que no hayáis experimentado también: casa, trabajo, supermercado, sofá, terraza, nevera, cama. No es el Triángulo de las Bermudas pero el resultado es algo parecido: el tiempo desapareció entre esos puntos geográficos.

Vida, nos debes un marzo en condiciones.

Abril

Same same but different: por lo menos pudimos salir de Vera Playa y visitar Mojacar y el Cabo de Gata con Claudia y Jairo, best vecinos in the world, y salir un poco más. Este mes también vio correr miles de páginas de libros, láminas de acuarelas, capítulos de series y artículos en el blog.

Mayo

En Mayo volvimos a ver a nuestro querido Felipe que bajó a Vera <3, celebramos su llegada con un pad-thai day junto a Claudia y Jairo (les hemos visto más a ellos que a nuestras familias este año XD). Y pasamos unos días recordando viajes y planeando subidas a montañas que jamás tuvieron lugar ejem, pero siempre es un gustazo estar con él.

Y mayo también fue el mes en que hicimos una escapadita viajera que nos supo a expedición histórica. Mira tú el Covid lo que consiguió: que un viaje a Cazorla, Úbeda y Baeza tuviera tintes aventureros y épicos. No sé si es algo necesariamente malo…

Junio

Ains, junio fue un mes bastante estresante a nivel de curro, así que mejor olvidarnos de esto y quedarnos con lo bueno: nos fuimos otra vez de viaje, esta vez a celebrar el cumple de Rober, a Bilbao… Lo que significa que ¡nos hinchamos a comer! Y a la vuelta nos volvimos a hinchar de trabajo, así que el mes pasó bastante monótono y repetitivo… Eso sí, parte de las horas de curro las invertimos para preparar el viajazo de julio…

Julio

¡Nos fuimos a Canarias con mis padres! Tenerife y Lanzarote con ellos y Fuerteventura los dos solitos. Llevábamos sin verlos desde el viaje al sur de Italia del año anterior, así que fue muy guay y menudos escenarios para el reencuentro: desde el Teide a los Gigantes, desde Anaga al Médano… Y luego Lanzarote, con esos paisajes que quitan el hipo y con la magia de Manrique (mi madre está loca por las plantas y casi se queda a vivir en el Jardín de los cactus pero bueno…).

Agosto

En Agosto subimos a Sigüenza, el pueblo de Rober, donde coincidimos con… ¡Claudia y Jairo! Jaja, de verdad… os tenemos muy vistos este año XD Y tras pasar unos días tranquilotes, nos fuimos con los padres de Rober a Sanabria y a Galicia (se está convirtiendo en tradición celebrar algún cumpleaños con una señora mariscada en O Grove). Oye, me estoy dando cuenta que el 2021 tampoco nos ha ido muy mal, eh 😉

Septiembre

Tiempo de volver a Vera, pero no por mucho ya que a finales de mes nos fuimos a Mérida, donde Rober pudo realizar uno de sus sueños: ver a Robe tocar en el Teatro Romano de la ciudad. Y fue brutal. Además no conocíamos Mérida y aprovechamos para visitar también Trujillo (brutales las dos!).

Antes de tirar para Madrid, donde íbamos a empezar una nueva aventura familiar, tuvimos la visita de nuestro querido Soufi: qué raro verte en Vera jaja, pero que bien nos lo pasamos… como siempre. Nuestro becario querido, que jamás curró jaja pero que siempre está ahí 😉

Octubre

Y aquí, amigos, empieza la chicha viajera. Octubre fue un gran mes: viajamos a Turquía con media familia de Rober, en total éramos 8, así que ya os podéis imaginar el cachondeo. Además nuestro guía fue casi un abuelito turco para nosotros (ains, Nesim, te queremos) y junto a él por fin conocimos uno de los países que más ganas teníamos de visitar.

Desde Estambul a la Capadocia, desde Pammukale a Efeso… viajazo total. Nos faltó la parte de playa pero ¡volveremos!

Noviembre

Sin regresar a casa empalmamos con otro destino con el que teníamos una deuda que saldar. Uzbekistán. Antes de que el Covid pusiera el mundo patas arriba (por aquel entonces yo andaba por Corea del Sur y Rober por Myanmar) nuestros planes eran reunirnos en Seúl y, tras recorrer el país, volar a la gran joya de la Ruta de la Seda. Pero ya sabemos lo que pasó y por desgracia tuvimos que cancelar el viaje.

Así que poder conocer por fin Uzbekistán fue un poco como cerrar un círculo (sigue abierto en realidad), pero nos entendéis: fue como cobrar una deuda viajera. Y qué pasada de viaje. El país de las madrazas, de los caravasares y de los Chevrolets blancos jiji, nos fascinó.

Diciembre

Y diciembre fue otro gran mes viajero, de hecho lo sigue siendo: escribo estas líneas desde la mesa de casa de mis padres, ¡sí¡ estamos en Italia, pero empezamos el mes en otro continente. Vamos por partes: volvimos a Egipto, donde visitamos nuevamente El Cairo y disfrutamos de un crucero por el Nilo y aprovechamos esta “segunda vez” para conocer también la zona del Mar Rojo y el Desierto Blanco (y también volamos en globo en Lúxor!).

La nueva variante estaba extendiéndose por Europa, y nos vimos obligados a cambiar un poco el plan. Llegamos a Viena (en lockdown) para directamente salir hacia Budapest, donde pasamos 10 días geniales, gracias especialmente a nuestros amigos Jordi, Esther y ¡Claudia! Jaja sí, siempre ella, pero esta vez sin Jairo (tenemos más amigos, que conste, pero los capullos pasan de nosotros). Días de risas, ruin pubs, cruceritos, termas, luces navideñas y paseos sin rumbo. Siempre es un placer volver a Budapest, la verdad.

Dejamos atrás Budapest, cruzamos media Austria (toooda llena de nieve, qué bonito!) y llegamos a Udine hace unos días. Y tuvimos un regalazo de Navidad: el 22 nos tocó la lotería! Pero la buena, la de las emociones: nació Mara, nuestra tercera sobrina *_* qué ganas de conocerla!

Y mientras escribo este post, con los ronquidos de mi padre como banda sonora, y una lasaña haciéndose en el horno, no diría que 2021 fue nuestro gran año, pero tampoco fue tan malo ehhhhhh.

Ojalá el 2022 sea el año en que no se hable de variantes con letras griegas (ni latinas ni de cualquier tipo, please), y podamos de nuevo ser completamente felices. Mientras tanto no nos queda más que desearos feliz final de 2021 y un nuevo año lleno de salud y viajes. Y sin tantos reels en Instagram, por favooooooooor.

* Nuestros otros años viajeros:

seguro iati descuento

Ahorra en tu viaje
Compara y consigue vuelos baratos aquí
Encuentra alojamiento a los mejores precios aquí
Planifica tu itinerario con la app gratuita Passporter aquí
Reserva actividades y excursiones en español aquí
Regalo de 10€ reservando el transporte por Europa aquí
Contrata el seguro de viaje IATI con un 5% de descuento aquí
Reserva los traslados desde el aeropuerto aquí
Averigua cómo sacar dinero en el extranjero sin comisiones aquí
Compra una tarjeta SIM con descuento para viajar con internet aquí
Alquila un coche con las mejores ofertas aquí
Compara precios en el alquiler de la furgoneta aquí
Los mejores libros y guías de viaje aquí

12 meses 12 fotos resumen de nuestro 2021

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Rellenando este formulario nos estás proporcionando datos de carácter personal que serán tratados de forma segura, cumpliendo con el RGPD (Reglamento General de Protección de Datos). La legitimación se realiza a través de tu consentimiento explícito, marcando la pestaña de aceptación. La finalidad de la recogida y tratamiento de los datos personales que te solicitamos es para gestionar los comentarios que realices en este blog. Los datos estarán ubicados en los servidores de Webempresa (política de privacidad de Webempresa). Podrás ejercer tus derechos de acceso, rectificación, limitación y eliminación definitiva de los datos. Puedes consultar la información adicional y detallada sobre Protección de Datos en nuestra política de privacidad.

Ir arriba