ON THE ROAD AGAIN: MOUNT MAUNGANUI

La ciudad de Tauranga es macho, ¿por qué? Solo hay que verle la colita que le sale… La verdad es que lo mejor de ella/el es esa colita, una linea de tierra con mar en ambos lados que termina en una colina de mas de 200 metros: el Mount Maunganui. La verdad es que fue uno de los sitios donde nos sentimos más cómodos y que mereció la pena.

Pero antes de llegar a Tauranga hicimos varias noches en Waihi Beach. Otro de los sitios donde nos hemos encontrado genial! En teoría (cartel incluido) no se puede pernoctar si no conduces una self-contained, o sea, una furgoneta adaptada con depósito de aguas residuales. La nuestra como mucho tiene un cenicero, y aunque seamos pequeñitos, sigue siendo insuficiente. De todas formas hay un baño abierto 24 horas, así que nos la jugamos y por allí no vino nadie a echarnos!

Dormimos unas cuantas noches, tanto para ir como para volver y es que el sitio lo merece! Aquí vinimos tras conocer a un australiano que nos aconsejo dejar el sitio donde dormíamos, en Karangahake, para venirnos hasta este lugar, 4 grados menos frío que el pueblo de Waihi. Y lo notamos! Vaya!

Después de dejar nuestra querida Waihi y los animalitos de nuestro primer housesitting, nos ponemos de nuevo en marcha para seguir explorando Nueva Zelanda. Pasamos por Katikati, «la ciudad de los murales», con sus innumerables cuadros sobre las paredes del pueblo, y llegamos a Mount Maunganui!

La verdad es que la entrada es fea de narices! Tauranga es una de las ciudades que más está creciendo en Nueva Zelanda y la industria lo ha invadido todo! Para llegar hasta el monte (la zona más turística y más chula) se tienen que pasar por varios polígonos industriales muy feos. Pero la recompensa no se hace esperar demasiado.

A Mount Maunganui llegamos un domingo de mercadillo. Nada de aglomeraciones ni personal gritando los precios: «Mari Calmen! Rubia! Todo a un eeeeuro! Me lo quitan de las maaaanos!». Aquí hay algunos puestecitos de comida casera, productos orgánicos y cosas así.

Hasta que, de repente, vemos como un grupo de gente se aglomera sobre un personaje… preguntando luego nos dicen que es una estrella de rock neozelandesa… tuvimos tiempo para hacerle una foto antes de que se lo llevaran los de seguridad…

Nos gustó mucho esta ciudad, aunque en la época que fuimos estaba casi desierta. Suponemos que en verano se llenará de ricachones que tienen aquí sus segunda viviendas (y menudas chabolas!). Nos dio tiempo para explorar sus fantásticas playas …y a dar alguna caminata por el monte.

On the road again!! YEAH!!

INFO ÚTIL

Dónde aparcar?

– Waihi Beach: el aparcamiento está en Tuna Ave. Está a 10 km de Waihi pueblo. Es un sitio tranquilo, en uno de los accesos a la playa. Hay viviendas cerca, pero no es un sitio muy transitado. También hay un convenient shop cerca, donde comprar unas cervecillas ;). Hay baño 24 horas con agua corriente y una cabina de Telecom que da señal de internet.

– Mount Maunganui: vimos en la aplicación WikiCamps NZ que detrás del edificio de la policía se puede hacer noche. Sugieren ir y preguntar, pero temiendo la negativa, nos pusimos allí y no nos dijeron nada. En realidad es detrás de los baños (que están 24 horas abiertos) y al lado de la policía. Aquí también hay señal wifi de Telecom.

Caminata por el monte

Hay dos caminos, uno que recorre la base del monte, muy sencillito, que dura unos 45 minutos y otro que asciende hasta lo alto del monte. En este caso puedes seguir varios senderos. Lo mejor es comenzar por la parte de la playa (desde la derecha según se mira al monte) y al ratito podrás elegir el camino más largo y fácil o el mas corto y difícil. En realidad no es difícil, solo un poco más empinado. Las vistas desde arriba son fabulosas!

Tauranga

La biblioteca esta en el centro de la ciudad, donde no se puede aparcar por un largo periodo de tiempo. Nosotros no sabíamos hasta entonces qué significaban los números en las señales de parking… hasta que vino un buen hombre que nos lo explicó… ah! Tambien nos dió un papelito con un regalo… 30 dolares de multa por sobrepasar el tiempo de estacionamiento. Resulta que el numero (15, 30, 60, 90 o 180) no son los coches que caben en ese parking (que estupidos!) sino los minutos que puedes estacionar. La vez siguiente nos cercioramos de encontrar una zona sin limitaciones… está más allá de la policía, en Mission ST. En la biblioteca tienes wifi ilimitado y sitio para sentarte, recargar tus aparatos, etc.

Share on facebook
Share on twitter
Share on pinterest
Share on whatsapp
Share on email

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Rellenando este formulario nos estás proporcionando datos de carácter personal que serán tratados de forma segura, cumpliendo con el RGPD (Reglamento General de Protección de Datos). La legitimación se realiza a través de tu consentimiento explícito, marcando la pestaña de aceptación. La finalidad de la recogida y tratamiento de los datos personales que te solicitamos es para gestionar los comentarios que realices en este blog. Los datos estarán ubicados en los servidores de Webempresa, el proveedor de hosting de Mochileando por el Mundo (política de privacidad de Webempresa). Podrás ejercer tus derechos de acceso, rectificación, limitación y eliminación definitiva de los datos. Puedes consultar la información adicional y detallada sobre Protección de Datos en nuestra política de privacidad.

Ir arriba